Cinco accesorios que no pueden faltar en nuestra mochila de fotógrafo

Cuando salimos de viaje, escapada o sesión fotográfica se nos viene una pregunta clave a la cabeza ¿Qué llevo? Parece una pregunta sencilla, sin importancia, incluso, a priori fácil de contestar…pero nada más lejos de la realidad.

equipment-768534_960_720

Supongo que todos hemos vivido la escena de preparar la mochila ante una sesión fotográfica; comenzamos a guardar todos nuestros accesorios en ella: dos baterías, dos tarjetas, la cámara, el flash, el paraguas, los filtros, el trípode, todos los objetivos, los disparadores automáticos, un libro con ideas, accesorios para limpiar el equipo fotográfico… y cuando te das cuenta, la mochila pesa más de lo que podrías llevar.

En este momento nos viene la gran pregunta a la cabeza:

¿Qué es imprescindible?

Batería de repuesto

Aunque parece evidente, si se nos acaba la batería no habrá sesión fotográfica, luego la batería no solo debe estar cargada al 100 % si no que debemos llevar un repuesto. En principio con una batería de repuesto basta; este sería el consejo estándar, pero es importante conocer nuestra cámara para saber cuánta batería consume, si las baterías que tenemos ya están antiguas y se descargan rápido o si nuestra cámara es sin espejo, en este caso se consume gran cantidad de energía, debemos introducir otra más. La batería de repuesto también se descarga con el paso del tiempo aunque no la utilicemos por ello, es importante, utilizarla también y asegurarnos de que está cargada cuando la necesitemos.

photographer-1245657_960_720

Tarjeta de memoria de repuesto

Tampoco es una elección original pero desde luego, necesaria e indiscutible, sin tarjetas no podremos realizar fotografías. Normalmente, es mejor llevar varias de menor capacidad por si una se estropeara, de esta forma, no pondríamos en riesgo todas las fotografías realizadas.

woman-photographer-1245761_960_720

Trípode

Para mí es un imprescindible si bien no tanto como la batería o la tarjeta, yo lo podría casi al mismo nivel. Nos ayudará con las fotografías de larga exposición, a conseguir ángulos complicados, nos ayuda a tener más nitidez en la fotografía o cuando necesitamos que la cámara esté completamente quita para realizar la fotografía deseada. Si un trípode muy voluminoso puede impedir tu escapada fotográfica, actualmente existen trípodes más pequeños que una vez doblados no abultan ni pesan prácticamente. Si el trípode fuera capaz de soportar el peso de nuestra cámara, esta elección sería muy interesante.

camera-918565_960_720

Filtros

Llegados a este punto, las elecciones se vuelven más personales, dependerá de qué tipo de fotografía queramos realizar. El filtro polarizador nos servirá para evitar los reflejos molestos del agua, cristales o superficies reflectantes. El filtro de densidad neutra nos ayudaría si estamos pensando en ir al campo o a la montaña y realizar fotografías a ríos o cascadas, nos ayudaría a conseguir el efecto seda tan conocido.

camera-1721382_960_720

Flash

No es imprescindible en todos los trabajos, dependerá del objetivo de tu sesión fotográfica, por ejemplo, si quieres captar un atardecer el flash es poco recomendable, pero si es una boda o una sesión con modelos, entonces sí sería recomendable.

camera-16048_960_720

¿Qué te ha parecido? ¿Qué meterías en tu mochila?

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Consejos, Curso de fotografía y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s